Claves para elegir un buen hotel

Claves para elegir un buen hotel

 Hace, 

4 meses

Cuando se acercan las vacaciones tenemos que elegir después del destino en muchos casos el hotel en el que hospedarnos. Esto hace que sea importante acertar, pues será nuestro “hogar” y sitio de descanso durante el día o días que estemos. Hay que estar cómodos y a veces puede influir bastante en lo agradable que sea nuestra experiencia incluso a la hora de valorar el viaje en su globalidad.

¿Qué tipo de viaje tenemos?

Esto es quizá lo más importante, pues nuestro hotel dependerá de cómo será. Hay diversos tipos de viajes, lo mismo que destinos. Si vamos por ejemplo a Barcelona podemos tener un viaje donde los principales atractivos sean de carácter cultural y sea tranquilo o se puede disfrutar de la marcha que tiene Barcelona. Muchas veces incluso se puede mezclar todo un poco.

En la capital catalana por ejemplo, podemos optar por un hotel céntrico como el Hotel Mercer Barcelona, que si buscas alta calidad es uno de esos que combina una situación de excepción con detalles de carácter artístico e histórico de esos que a buen seguro nos hacen acordarnos. Siempre vamos a poder ir a otros hoteles más de batalla, pero este tipo de hoteles que mezclan modernidad y conservación del patrimonio son de lo más interesante.

La ubicación

De esto hablábamos unas líneas más atrás, pero es realmente importante y conviene recalcar que, especialmente en las ciudades grandes es importante no perder demasiado tiempo en los desplazamientos. Si estamos poco tiempo, imaginaros tener un hotel a 1 hora del centro, eso es tiempo perdido en poder visitar cosas interesantes ¿no?

SI por el contrario queremos algo tranquilo y romántico, pues por lo general las afueras suelen ser sitios de lo más adecuado siempre que hablemos de ciudades grandes o medianas.

El transporte

Hay que pensar en los medios de transportes que vamos a usar para movernos por el lugar que elijamos para pasar nuestras vacaciones, Si se quiere recorrer la ciudad es conveniente apostar por un hotel próximo al centro para recorrer buena parte andando o que tenga buenas conexiones de metro.

Puede ocurrir que hagamos turismo de naturaleza, tanto si es de montaña como si es de playa y aquí, salvo excepciones, lo más recomendable es alquilar coche, lo que hará que la proximidad al hotel ya no sea tan importante.

Presupuesto

El dinero con el que contemos es obviamente un factor importante. Dependiendo del presupuesto que tengamos podremos optar a una cantidad mayor o menor de servicios. Cuanto más altos sean mejores comodidades tendremos.

Siempre es bueno que en el hotel haya flexibilidad en la forma de pago y de poder hacer cambios en la reserva, Actualmente las agendas suelen restar repletar y pueden ocurrir modificaciones. Muchas veces cuando se hace una reserva tiene importancia el que el propio hotel tenga la opción de poder cambiar tu fecha o de anular la reserva si ocurrirse algo sin que te cobre ningún cargo.

Todo ello te da garantías y tranquilidad cuando haces la reserva, pues sabes que si pasa algo no te sancionarán. En cuanto a la forma de pago, muchos hoteles hacen pagar antes de la llegada, algunos la estancia completa y otros parte de ella. Existen otros que te dejan pagar después.

De la misma forma es importante informarnos si podemos pagar con tarjeta o efectivo, así como de si están en cajeros cercanos. Cuantas más posibilidades tenga el hotel, mayores posibilidades habrá de que al final optes por dicho hotel.

Los llamados “servicios especiales”

Adquiere gran importancia que el hotel en cuestión tenga servicios especiales que puedan adaptarse a situaciones personales que pueda tener cada huésped en cuestión. En ese sentido es importante que tengan rampas para personas minusválidas, servicio de guardería o menús para gente diabética, celiaca o vegetariana.

Nuestro consejo es que antes de ponerse a realizar reservas, hagas las pertinentes consultes sobre estos aspectos en la web oficial del hotel, leyendo las opiniones de otras personas que se hayan hospedado. De esta forma te harás una idea más aproximada de lo que vas a encontrarte.

Esperamos que con estas claves ya tengas un poco más claro lo que tienes que buscar cuando quieras encontrar realmente un hotel que se amolde a lo que buscas. Toca analizar tu propio viaje, presupuesto y condiciones para qué pueda responder a lo que deseas. ¡Buen viaje!