El ocio y la costa mediterránea, dos conceptos que van de la mano con gran éxito

El ocio y la costa mediterránea, dos conceptos que van de la mano con gran éxito

 Hace, 

3 meses

Nuestro país es uno de los principales destinos turísticos mundiales y cada año son más en cantidad y de un mayor número de países los extranjeros que recibimos para que pasen sus vacaciones en alguna de nuestras ciudades o playas. Todas estas personas que cada año se acercan a España buscan en nuestro país la tranquilidad y la desconexión que necesitan de su rutina diaria al igual que nos ocurre también a los españoles, que cuando tenemos unos días de descanso, optamos por irnos a zonas costeras en las que poder disfrutar del sol y de la tranquilidad. Uno de estos destinos más comunes es la costa mediterránea, uno de los lugares con mayor densidad de zonas de ocio y tiempo libre preparadas para satisfacer las necesidades de todos los que en la zona se den cita cada año. Además, concretando un poco más, podemos decir que localidades como Santa Pola, Benidorm o Salou se llevan la palma, acogiendo a más del doble de su población cada verano.

A estas zonas llegan cada año cientos de miles de turistas a los cuales hay que alojar y ofrecerles las mejores comodidades con el fin de que al año siguiente repitan la visita, sino en el mismo lugar, al menos que sea en nuestro país descubriendo algún otro rincón. Esta gente, en gran medida, viene motivada por la climatología, la gastronomía, la fiesta, las playas y en definitiva, el ocio en general, es por ello por lo que en las playas se les ofertan gran cantidad de actividades, muchas de ellas ligadas a la costa, como paseos en barco, fútbol playa, actividades acuáticas… u otras muchas opciones, sin embargo, lo cierto es que además de las típicas, las que os hemos mencionado y las relativas al ocio nocturno como fiestas, pubs o discotecas, existen otras muchas actividades que hacen que nuestro país tenga una oferta muy completa y envidiable para el resto de estados.

Si tenemos la base de nuestras vacaciones en Santa Pola, por ejemplo, algo muy habitual, a muy pocos kilómetros tenemos el circuito de velocidad Ricardo Tormo de Cheste, un lugar mítico para los aficionados al motociclismo y al automovilismo donde cada año muchos veraneantes usan los servicios de Transportes Cars para traer en camión sus vehículos deportivos y así poder disfrutar de ellos en sus vacaciones por España. Aunque esta no es la única opción, muchos equipos ciclistas de los más punteros mundialmente usan esta zona para entrenar cada año puesto que la geografía del terreno les ofrece zonas llanas costeras junto con áreas montañosas dirigiéndose pocos kilómetros hacia el interior. Incluso podemos optar por realizar alguno de los recorridos que la Vuelta Ciclista a España llevó a cabo hace escasos años por la zona.

Las rutas de senderismo son otra de las claves de la zona y es que mediante paseos podemos descubrir enclaves de postal a los cuales nunca daríamos llegado en coche. Una de estas rutas la podemos llevar a cabo por el centro de Santa Pola o si lo que preferimos es disfrutar de la naturaleza y de la tranquilidad, podemos coger el coche y desplazarnos unos kilómetros hasta el parque natural de la Albufera, un lugar espectacular con un gran valor natural y ecológico que nos hará desconectar por completo del estrés de nuestro día a día entre aves y agua cristalina.

Otras actividades deportivas que se pueden llevar a cabo en Santa Pola

Santa Pola no es solo playa sino que a lo largo y ancho de su término municipal también podemos disfrutar de otros muchos deportes, desde los que hemos mencionado a lo largo del post y que corresponden a deportes acuáticos a otros deportes de tierra, pasando por los de viento e incluso multiaventura y es que en esta zona mediterránea, el deporte es una máxima, es por ello que desde la web de turismo de Santa Pola se invita a los visitantes a practicar actividades tan diversas como footing, bicicleta, senderismo, ciclismo, parapente o simplemente pasear a lo largo de la costa. Además, cuentan con un renovado club náutico que preside una bahía la cual está resguardada, lo que motiva al visitante a practicar windsurf, kitesurf, vela, natación o submarinismo entre otras actividades.