Cómo amueblar una casa en Santa Pola

 Hace, 

4 años

Santa Pola cuenta con tanto encanto que al final uno acaba enamorándose. Y enamorarse implica mucho más que desplazarse hasta la zona por vacaciones. Hay quienes necesitan trasladarse allí siempre que les sea posible o incluso  contar con la localidad como centro de residencia, por lo que al final, acuden a una inmobiliaria, dan un paseo por la zona anotando números… y compran una casa.

Frente al alquiler, el cual puede incluir muebles o habitaciones amuebladas, la compra de una casa implica amueblarla por completo y por supuesto decorarla. Aquí van algunos consejos sobre cómo amueblar una casa en santa Pola.

Lo primero la elección del suelo y las paredes. Santa Pola disfruta de un suave clima mediterráneo, con una media de 11 °C en enero y de 25º en agosto.

Bien, porque esto permitirá que suelos de casi todo tipo se adapten al tiempo: desde mármol hasta parquet. En cuanto al color de las paredes, cabe resaltar que el estupendo clima que tiene Santa Pola unido a su ubicación casi nos obliga a apostar por una decoración y colores mediterráneos, donde los colores blanco, marfil, crema y toda la gama de azules son los protagonistas.

La rica gastronomía de la zona permite que hasta desde las cocinas más menudas puedan salir platos deliciosos (aunque esto dependa, como siempre,de quien cocine). Así que la cocina queda prácticamente relegada a gustos, que como sabemos, hay tantos como colores.

Y continuamos hablando de colores porque si queremos continuar con un estilo mediterráneo a la hora de amueblar la casa, hay que elegir unos muebles acordes pero que además reúnan toda la comodidad de unos muebles actuales. En este sentido, puede recurrirse a empresas de mobiliario donde se vendan productos capaces de crear los entornos cálidos y agradables que buscamos.

Un ejemplo de esto es Sillería Aragonesa, con muchos años de experiencia en la venta y distribución de muebles en diversas líneas, como escolar o de oficina, si bien las líneas de hogar e infantil también están muy desarrolladas. Allí por ejemplo podemos observar que cuentan con numerosas sillas que casan con nuestra idea: color blanco, diseño ‘minimal’, cómodas, adaptables a cualquier entorno o sala, ya sea cocina, jardín, salón…  La empresa realiza graciosas combinaciones de mesas y sillas ideales para la creación de una sala de estudio en el hogar por ejemplo.

Y después de amueblar el comedor, el salón o crear una estancia para el trabajo gracias al mobiliario de Sillería Aragonesa, bien podemos terminar con los últimos detalles en decoración para culminar el estilo mediterráneo, ideal para un piso en Santa Pola: cortinas blancas o de rayas marineras, jarrones de cristal blanco, detalles lilas o azules, por ejemplo en lámparas, cojines, flores o la funda del sofá.

Sin duda, descrito no queda ni la mitad de bonito que realizarlo en persona, sin olvidar que la decoración y amueblar un piso es probar y probar hasta que al fin demos con el hogar de nuestros sueños.

Deja un comentario